Lucho Aberastain: “Esto es volver a abrazarnos con la gente”


Lucho Aberastain camina con naturalidad por el Teatro Independencia. Quizá por haber nacido en Mendoza y reconocer a este espacio cultural como propio. O quizá por tener la naturalidad que un artista curtido tiene en esta clase de lugares.

Y es que Lucho ya tiene años en el mundo de la música: a los 14 años era parte de una banda de rock llamada Peperina; a los 20 años fue parte de la murga mendocina La Buena Moza; a los 27 integró Los Buscadores de Poetas, donde versionaban grandes poesías de la música popular argentina, intercalando la producción de temas propios. El currículum musical del nacido en el barrio Unimev de Guaymallén es amplio y vasto a pesar de estar presentando el segundo disco con su firma, Abrazo de Bienvenida

¿Con qué se va a encontrar la gente cuándo escuche los temas de Abrazo de Bienvenida?

Creo que se va a encontrar con un disco muy trabajado musicalmente. Con una muy buena producción musical, se va a encontrar con una variedad de ritmos y estilos musicales muy grande, se va a encontrar con mucha energía y mucha pasión. Un mensaje muy fuerte en todas las letras. Se van a encontrar con un disco muy contundente.

Recorremos el teatro en búsqueda del lugar que mejor nos permita trabajar. En ese breve recorrido, el ganador del Premio Escenario como Revelación Musical del 2017 muestra toda su calidez como persona, quizá el rasgo que más fácil de detectar a quien lo conoce por primera vez.

¿Por qué Abrazo de Bienvenida?

Creemos que este es un gran momento para volver a encontrarnos. Para volver a encontrarnos con las personas, volver a abrazarnos. Estamos en una época del país difícil socialmente. Confiamos mucho en la música y en el arte. Creemos que el arte une y puede sacar adelante también al pueblo.

El abrazo de bienvenida tiene que ver con volver a encontrarnos desde lo más básico hasta lo más profundo. Es ese abrazo que te das con un amigo que hace mucho no ves o con el que ves todos los días. Es ese abrazo que tiene cariño, emoción, que tiene un sentimiento muy particular. Para nosotros, este disco, estas canciones, están hechas desde ese lugar, con mucho amor y mucho cariño, es volver a abrazarnos con la gente.

No por nada el Lucho habla en plural. Entiende que el esfuerzo que lo ha llevado a esta actualidad no es solo de él, sino de toda su banda. Es un camino que lo ha hecho en equipo y siempre lo remarca.

¿Cuál es tu mayor deseo para este CD?

Espero que sea un disco que nos siga haciendo tocar. La verdad que lo único que nosotros buscamos es tocar. Si nos preguntas porque hacemos un disco, quizá no tengamos muchas respuestas, las canciones nos van llevando a estos lugares. Tenemos un montón de canciones que hemos hecho y dijimos “hay que dejarlas puestas en algún lugar” y ahí decidimos hacer un disco.  El deseo es que nos siga haciendo tocar, que nos siga haciendo conocer lugares, conocer gente, compartir el escenario con amigos. Ya con eso es demasiado.

¿Y qué sensaciones te deja este nuevo trabajo?

Mirá, haberlo grabado me deja una sensación muy linda. Estamos terminándolo, ya se está finalizando la mezcla y lo estamos mandando a Buenos Aires para hacer la otra parte. Es una sensación muy linda por como se trabajó. Si bien yo aparezco como solista, hay un equipo inmenso de gente, no estoy solo en esto. Está el maestro Carlitos Acosta que toca el piano; el Camilo Martinez en la batería y el Emi Guiñazu en el bajo. Fue un buen trabajo en equipo, me sentí muy cómodo, me dió mucha felicidad el hacerlo.

Lucho y su banda presentarán su nuevo trabajo, Abrazo de Bienvenida, en noviembre en el Teatro Independencia. Y en Espuma vas a estar al tanto al toque de las últimas novedades. Mientras tanto, ya podés conseguir tu entrada acá.

 

 

Comentarios